sábado, 21 de marzo de 2015

¿Qué pasa cuando la geografía dice una cosa, el tiempo dice otra y el cuerpo te pide marcha?

Pues pasa esto:

No hay comentarios:

Publicar un comentario